Algunas personas por sufrir dolores de espalda dejan de tener relaciones sexuales o disminuyen la frecuencia. En casos así, los movimientos deberá hacerlos el miembro de la pareja que no padezca de dolores. Tanto hombres como mujeres pueden tener malestares y continuar con una vida sexual activa.

Según la revista Materia, cuatro de cada cinco personas sufren dolores lumbares a lo largo de su vida. El 84% de los hombres y el 73% de las mujeres que lo padecen, afirman que reducen significativamente la continuidad con la que tienen sexo.

Para las personas que tienen dolores en esta zona, se aconseja antes de tener relaciones tomarse una ducha de agua caliente para relajar los músculos. Durante el sexo no se debe que sobre exigir si se sabe que tiene problemas lumbares ni excederse. Si se siente algún dolor es mejor parar la actividad sexual porque luego puede empeorar.

Es importante que en la pareja estén comunicados y en caso que uno de los dos sufra dolores, el que no los tenga deberá ser consciente en no exigir más de lo que su pareja le puede dar. Se logra continuar una vida sexual plena teniendo en cuenta ciertas recomendaciones.

Hombres con dolores de espalda

Para los hombres que tienen dolor en la zona baja de la espalda y no pueden tocarse los dedos de los pies, las posiciones más recomendables son aquellas que la fuerza se genera en la cadera y no en la columna vertebral.

Las diferentes variantes del perrito son una buena opción porque se utilizan movimientos basado en la cadera y articulaciones.

Una posición que está contraindicada es la de “la cucharita” porque se realiza con más presión en la columna.

Para los hombres que sienten molestias cuando arquean la espalda las más aconsejables son diferentes variantes del “misionero” (hombre arriba de la mujer). Otras posiciones puede ser cualquier variante estando la mujer arriba.

Si al hombre le duele la espalda por estar sentado o cuando se toca los pies con las manos entonces la mejor posición para él es de misionero pero deteniéndose con las manos.

Una posición que no genera molestia para el hombre que sufre de dolor en cualquier zona de su espalda es teniendo la mujer arriba sobre él apoyada sobre sus manos.

Mujeres con dolores de espalda

Para las mujeres que sufren molestias en la zona baja y no pueden tocarse los dedos de los pies por el dolor, la mejor posición es la del “perrito” ya que no siente presión sobre la zona del malestar. No es aconsejable la posición del “misionero”.

Para las mujeres que sienten molestias cuando arquean la espalda es recomendable las diferentes variantes del misionero (el hombre sobre la mujer), es una posición que no genera de mucho esfuerzo por parte ellas. Otra buena opción son las variantes estando ella sentada con la espalda recta sobre el hombre o inclinándose hacia delante sobre él.

Si a una mujer le duele la espalda por estar sentada o cuando se toca los pies con las manos, la mejor posición es teniendo el hombre arriba o de “perrito” pero apoyada sobre los codos.

Tanto hombre como mujeres que tienen dolor al agacharse la mejor posición es boca arriba utilizando una almohada no muy alta debajo de los lumbares y rodillas para quitar la presión sobre la espalda.

Luego de haber tenido la relación sexual, si se coloca una bolsa de hielo en la zona del dolor se desinflamará. Lo ideal es probar con la pareja todas estas posiciones sin estar en situación sexual.

Se puede vivir una vida sexual plena con muchos orgasmos con o sin dolores lumbares.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here